miércoles, 28 de diciembre de 2011

"El caso del cliente de Nouakchott" de Jaime Mir....

Un buen ragalo para el día de Reyes...


Oristán y Gociano Editores, la editorial que ha publicado dos de los libros de género de detectives más vendidos en Canarias, "Ira Dei" y "El círculo platónico", de Mariano Gambín, reedita la que se puede considerar como la primera novela de detectives escrita y ambientada en Tenerife, "El caso del cliente de Nouakchott", de Jaime Mir.

O&G.

Carlos Alberto Rico –Jeque- es un detective a su pesar en el Tenerife de los años 80. Descreído, machista, impenitente buscador de trofeos sexuales y objetor de lo políticamente correcto intenta capear los golpes de la corriente en aquel mar cambiante llamado Transición. Persigue desesperadamente un código de honor y lealtad que le permita seguir sintiéndose uno de “los buenos” en un mundo cuajado de “malos”. Su peor pesadilla sería descubrir un día, como brus güilis en El sexto sentido, que él también es uno de ellos. “Jeque” acepta un caso aparentemente intrascendente que esconde una trama delictiva internacional que le llevará involuntariamente a enfrentarse a villanos sin escrúpulos y a peligros insospechados. Novela deliberadamente arquetípica, El caso del cliente de Nouakchott nos presenta personajes en los que no siempre se encuentra con claridad la frontera que se para ternura y crudeza y que –de seguro- provocarán en el lector pasiones encontradas.

Acerquémonos a su autor...

Jaime Mir nace en Santa Cruz de Tenerife en 1964 y con 25 años escribe "El caso del cliente de Noaukchott". La novela obtiene el Premio de Edición Benito Pérez Armas 1990 pero una vez agotada no vuelve a reeditarse. Desde entonces, su autor se dedica profesionalmente a la enseñanza alejado de la literatura.